Sufismo: NASRUDIN Y EL SABIO GRAMATICO

A veces Nasrudín trasladaba pasajeros en su bote. Un día, un exigente y solemne sabio alquiló sus servicios para que lo transportara hasta la orilla opuesta de un ancho río. Al comenzar el cruce, el erudito le preguntó si el viaje sería muy movido.
-Eso depende talvez según…- le contestó Nasrudín.
-¿Nunca aprendió usted gramática?
– No- dijo el Mulah Nasrudín.
– En ese caso, ha desperdiciado la mitad de su vida.
El Mulah no respondió.
Al rato se levantó una terrible tormenta y el imperfecto bote de Nasrudín comenzó a llenarse de agua. Nasrudín se inclinó hacia su pasajero:
– Aprendió usted alguna vez a nadar?
– No – contestó el sabio gramático.
– En ese caso, amigo, ha desperdiciado TODA su vida, porque nos estamos hundiendo!!!
Fuente: Autoconocimiento.net
Anuncios

Acerca de Charo Trigo
Especialista en Comunicación Organizacional, Responsabilidad Social, Gestión del Cambio, Cultura Organizacional, Capacitación. Licenciada con tres títulos de grado en Ciencias de la Comunicación de la Universidad de la República del Uruguay. PMP by PMI Internacional, Coach Ontológico y Formadora en Responsabilidad Social diplomada por REDUNIRSE y UBA. Diploma en Investigación Social de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de la República del Uruguay cursado.

3 Responses to Sufismo: NASRUDIN Y EL SABIO GRAMATICO

  1. Alcoseri says:

    La vida humana es una película que como espectador vez muchas veces, nada puedes hacer para cambiar las cosas en esas escenas, hasta que haces algo importante y cambias la trama, y es cuando tú comienzas a escribir el guion de tu propia Historia. Y te conviertes en dueño de ti, y de las circunstancias –

    • Charo Trigo says:

      Comparto tu mirada Alcoseri. Nosotros somos los únicos responsables de la trama de nuestra propia película, a veces a nivel consciente, a veces a nivel inconsciente, por lo tanto, somos los únicos capaces de cambiarla.

  2. Alcoseri says:

    La imagen de cursar el Rio da la Idea de un Cambio, Todos los cambios implican riesgos. Nadar hacia la Orilla del Rio, cuando la barca que nos cruzaba se hunde, es la opción alternativa que debemos considerar. Ser un erudito en las ciencias, es claro no nos da muchas veces las herramientas necesarias para soportar un Radical cambio de vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: